Placa optimo

¿Es lo mismo optimización que efectividad?

Una duda que surge cuando hablamos de mejorar nuestros procesos, es si optimización es lo mismo que efectividad.

Si has leído más artículos de este blog, sabrás que la efectividad es la mezcla perfecta entre eficacia (conseguir resultados), y eficiencia (hacerlo gastando los mínimos recursos posibles).

Soy fiel defensor de que el concepto de efectividad puede mejorar nuestra vida de forma sustancial. Sobre todo si no nos olvidamos de las cosas importantes de la vida. Es decir, si no perdemos de vista el objetivo por el que queremos ser efectivos.

Ahora bien, optimizar es también una palabrita preciosa y muy potente. Por ejemplo, en la foto de cabecera de este artículo, verás una inscripción que dice: “Deo optimo maximo”, que significa “Dios todopoderoso”.

Optimizar no nos hará “todopoderosos”, pero encontrar el punto óptimo parece un buen objetivo. Así que, empecemos… ¿qué significa optimizar?

¿Qué significa optimizar?

Optimizar es mejorar el proceso hasta un punto, en el que ya es casi imposible mejorar.

Optimizar es en sí mismo un gasto de recursos, y, por lo tanto, parece contrario a la eficiencia. Digamos que optimizar se centra más bien, en mejorar la eficacia.

Claro, lo ideal es encontrar lo óptimo, lo mejor, pero, paradójicamente, el mismo proceso de encontrar ese punto puede no ser efectivo.

Hasta aquí todo parece lógico, y es la explicación que encontrarás si rebuscas en los confines de internet. Sin embargo, hay un par de factores a tener muy en cuenta.

¿Se puede optimizar sin perder efectividad?

En muchos campos, no hace falta reinventar la rueda. Ya ha habido un montón de profesionales que han probado las cosas hasta la saciedad, optimizando los procesos.

Así que, si simplemente nos fijamos en sus conclusiones, y las imitamos o implementamos, ya estaríamos consiguiendo optimizar, sin perder eficiencia, y por lo tanto, sin perder efectividad.

Por otro lado, se puede ser óptimo sin dejar de ser efectivo. Se da por sentado que lo óptimo es lo mejor, aunque no sea eficiente. Pero no tiene que ser así. Todo depende de nuestras premisas.

Por ejemplo: una empresa puede decidir que quiere vender x productos, gastando el mínimo de recursos. (Esto estaría totalmente alineado con la efectividad). Así que pone a trabajar a varios expertos para optimizar sus procesos. Al haber establecido unos principios basados en efectividad, en este caso, la optimización va a dar como resultado, irremediablemente, ser más efectivos.

Es más, sin un proceso de optimización, es muy complicado llegar a ser efectivos. Es difícil llegar a ser efectivos si no analizamos cuáles son los fallos, y cómo podemos mejorar.

La efectividad y la optimización son amigos

Como vemos, la efectividad y la optimización, son conceptos que se llevan muy bien.

En resumen, yo diría que la efectividad requiere de optimización, y que la optimización correcta, debería llevar a la efectividad.

Teniendo en cuenta esto, y juntando los dos conceptos, diríamos que la optimización es el proceso que nos lleva a lo óptimo, siendo esto, sinónimo de lo más efectivo.

Finalmente, juntando la ecuación, nos quedaría una frase interesante: “Optimiza y encontrarás efectividad. Optimiza y vencerás”.

¿Qué te parece? ¿Crees que he llegado a conclusiones correctas? Me encantaría saber tu opinión.

Optimiza y encontrarás efectividad. Optimiza y vencerás. – EfectiVida Clic para tuitear

Me despido. Hasta que nos veamos de nuevo… ¡que lo pases muy bien!

guest
2 Comentarios
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios
Efecto dominó

El efecto dominó. Prepara-te y tumba-te

¿Conoces el efecto dominó? Con esto del “efecto dominó” no me refiero a la forma entusiasta que tienen los abueletes de jugar al dominó (y que se contagia a jóvenes también). No, es un efecto

Leer Más >>
Dedo arriba para mí, dedo abajo para ti (egoísmo)

Ananía : la técnica del yo primero

Hace unos años atrás, comencé a estudiar árabe. Como dijo un profesor de enseñanza de idiomas, los idiomas no son fáciles o difíciles, sino “diferentes”. Bueno, lo cierto es que el árabe fusha (culto) es

Leer Más >>
Identifica lo que no debes hacer

¿Has identificado ya lo que tienes que dejar de hacer?

Las investigaciones relacionadas con la productividad demuestran que la capacidad de nuestro cerebro de estar totalmente concentrado es cada vez menor. Hay algunos expertos que cifran el tiempo de capacidad en 5 segundos, y alegan

Leer Más >>
Solo sé

Las metas de año nuevo

Se acerca un nuevo año, y con él, damos por cerrada una etapa y comenzamos otra. Es bastante frecuente que, aprovechando este final de ciclo, nos pongamos metas y objetivos. ¿Te has puesto los tuyos

Leer Más >>
A %d blogueros les gusta esto: